‘Los Archivos del Pentágono’: los comienzos de la gran pesadilla de Nixon

Todos los que nos dedicamos a esta maravillosa profesión, soñamos con encontrar el caso de nuestra vida. Vivimos por y para el periodismo, una pasión por la que nos desvivimos, a la espera de encontrar esa historia que cambie el ritmo de nuestra carrera profesional. Siempre estamos a la última en novedades y, cuando surge una nueva serie, película o novela que hable sobre nuestra adorada vocación, somos los primeros en llenar las salas para sumergirnos en nuestro mundo. Cómo no íbamos a adorar la última película de Steven Spielberg, ‘Los Archivos del Pentágono‘ (The Post), cuando precisamente trata uno de los momentos fundamentales en la historia del periodismo.

Richard Nixon gobierna en la Casa Blanca. La Guerra de Vietnam se encuentra en su máximo apogeo y la sociedad espera expectante la llegada de una victoria que nunca llega. Las últimas investigaciones no auguran nada bueno: Estados Unidos está perdiendo, las razones para ir a Vietnam nunca estuvieron justificadas y el Gobierno mantiene a las tropas en lo que parece un suicidio. Es en estos momentos de desazón cuando un alma que lucha por la justicia, decide arriesgar su integridad moral y física por un bien mayor. Una fuente va sacando poco a poco archivos clasificados del Pentágonos, cientos de notas que analizan la participación de Estados Unidos en la guerra de Vietnam. Una historia que viene de muy lejos, más allá de Nixon, más allá de Kennedy.

La única manera de sacar a la luz esta realidad es filtrando todo a la prensa. Así comienza ‘The Post’, la nueva película de Steven Spielberg que se adentra en una historia basada en hechos reales, cuando la prensa estadounidense filtró los datos del Pentágono sobre la Guerra de Vietnam. Tom Hanks y Meryl Streep toman los papeles protagonistas para interpretar a los líderes del Washington Post. Porque, aunque este periódico es conocido por destripar los escándalos más terribles de la política estadounidense, sus principios no fueron más que la de un diario local que llegaba siempre tarde a dar las noticias.

Sumida en un día a día de noticias tardías y en pequeños vetos por parte de la Casa Blanca, el Washington Post se encuentra en un momento clave en el que decide salir a bolsa. Sin embargo, su situación económica penderá de un hilo una vez el New York Times comience a publicar una historia que marcará el día a día de la sociedad americana: los archivos del pentágono. El Washington Post querrá sumarse a la carrera, pero para ello deberá dar con las filtraciones. Nos adentramos en una carrera por la noticia, por la verdad y contra el Gobierno.

El cuarto poder hace gala de su nombre para denunciar la corrupción y las mentiras a favor de la verdad que la sociedad merece conocer. Spielberg consigue atraparnos en una clase de periodismo, donde seguimos los pasos de un gran trabajo de investigación, deseosos de saber los límites y alcances de los principios de un periodista, dispuesto a lo que sea para exponer la verdad. Así comienzan los años dorados del Washington Post, que empezó desvelando los archivos secretos del pentágono y acabó destripando el caso Watergate. Enemigo acérrimo de Nixon, el Post trabajó duramente para sacar una historia que marcaría el curso de la democracia en Estados Unidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s